Tirador de Buffalo buscó deliberadamente víctimas negras; Alcalde de Buffalo

2022-05-15 6

El terrorista que mató a tiros a 10 personas en un supermercado en Buffalo, Nueva York, buscó deliberadamente un sitio con una alta población negra, mencionan las autoridades. El sospechoso, Payton Gendron, de 18 años, condujo más de 320 kilómetros (200 millas) para llevar a cabo el ataque, dice la policía.

El ataque está siendo investigado como un acto de extremismo violento por motivos raciales. El alcalde de Buffalo, Byron Brown, dijo que el sospechoso llegó con la intención de tomar "la mayor cantidad posible de vidas negras". Se están haciendo preguntas sobre cómo pudo llevar a cabo el ataque cuando ya estaba en el radar de las autoridades. Gendron había amenazado previamente con un tiroteo en su escuela secundaria en junio pasado, dijo un oficial de la ley a Associated Press. Luego se sometió a un examen de salud mental. Además el atacante tomo inspiración de los ataques racistas en Christchurch, Pittsburgh y El Paso, mencinaron autoridades.

El atacante público en redes sociales un manifiesto de 180 páginas, en el que se describe a sí mismo como un fascista y un supremacista blanco.  El tiroteo ha sorprendido a la comunidad local. Uno de los asistentes a una vigilia el domingo dijo a Reuters: "Simplemente duele, por qué alguien haría eso".

De las 13 personas baleadas, la policía dijo que 11 eran negras. Entre los asesinados se encontraban un hombre que compraba cupcakes para el cumpleaños de su hijo y una mujer que había ido de compras después de visitar a su esposo en un hogar de ancianos.

Cabe recalcar que el pistolero en Buffalo, como los anteriores, transmitió en vivo su violento ataque y dejó un llamado "manifiesto" en línea. Detalla sus creencias extremistas y está repleto de estadísticas seleccionadas, teorías de conspiración y memes de Internet.  Si se puede creer al autor, ya que el documento también contiene claramente desinformación e intentos de engañar a los reporteros para que informen historias falsas, se radicalizó al principio durante la pandemia de Covid, en sitios web extremistas y foros de mensajes.

Al igual que después de los tiroteos en las mezquitas de 2019 en Christchurch, las grandes empresas de redes sociales tendrán dificultades para eliminar las imágenes del ataque.

Posiblemente la lección que aún no se ha aprendido es que internet alberga comunidades bastante escondidas, de jóvenes extremistas violentos, algunos de los cuales están motivados para lanzar ataques mortales contra personas inocentes.

 

6 Visitas

Artículos relacionados