El Gobernador de Tamaulipas lideró una organización criminal junto con su familia y prestanombres, FGR.

2021-03-04 83

Según información del periódico Milenio, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) asegura que el Gobernador de Tamaulipas, Francisco Javier García Cabeza de Vaca, ha beneficiado en cuatro años de su mandato a tres empresas fantasma, a quienes sus propietarios las autoridades identifican como sus prestanombres.

De acuerdo con la UIF la Inmobiliaria RC Tamaulipas SA de CV. y Barca de Reynosa SA de CV., propiedad de Baltazar Higinio Reséndez Cantú, y T Seis Doce SA de CV, cuyo accionista y apoderado es Juan Francisco Tamez Arellano, sirvieron para la organización criminal liderada por el Gobernador para "echar a andar un esquema de lavado de activos".

Estas compañías vieron mejores utilidades a partir del 2017, después de que García Cabeza de vaca llegó al poder, con contratos de obras que no se realizaron. adjudicaciones que no se concluyeron y con la compra-venta de una casa en Santa Fe en la Ciudad de México, misma que fue vendida a la empresa T Seis Doce por un precio de 42 millones 113 mil pesos; sin embargo, la empresa depositó a García otros 33 millones 400 mil pesos, que la UIF consideró "que puede presentar un acto que sugiera un conflicto de interés no reportado".

A pesar de que ninguna de las tres firmas contaba con trabajadores inscritos en el IMSS, pero sí con declaraciones fiscales en cerso ante el SAT. La más beneficiada según la UIF, es Inmobiliaria RC Tamaulipas, que obtuvo de manera directa dos contratos por 48 millones 634 mil pesos para la construcción de un centro de justicia en Reynosa y una unidad de docencia para la entidad, las cuales no se han con concluido.

Con todas estas pruebas, la FGR considera que el Gobernador lideró una "organización criminal" con su familia y prestanombres, por lo que lo acusa de delincuencia organizada, operaciones con recursos de procedencia ilícita y defraudación fiscal equiparada. 

83 Visitas

Artículos relacionados